Sobre Palacios de Invierno y cocinas de casa…

By General

Afortunadamente existen numerosas entidades que ya han publicado sus valoraciones o resúmenes del importante evento al que la cooperativa SOKIO (en nombre de REAS Andalucía) tuvo la oportunidad de participar la semana pasada. Asimismo, dichas valoraciones provienen en muchos casos de actores institucionales que pueden ofrecer la cara más benigna del evento con lo que a nosotros nos queda el nicho, que tanto nos gusta (lo asumimos) del “critical friend”…2016-01-28 09.16.27

Pero como también entendemos que a veces ese amigo pesado que te hacer ver los obstáculos, las fallas, los peligros que acechan, es visto más en su dimensión crítica, que en la de amigo fiel, intentaremos ser lo más propositivos posible.

Quizás lo primero que hay que resaltar es el hecho de que el evento ha podido congregar con poco tiempo de preparación y en un espacio de fuerte carga simbólica una representación relevante de lo que es la Economía Social y Solidaria en Europa. Igualmente en la conferencia han estado presentes representantes de las instituciones clave del ecosistema: emprendimientos, organizaciones representativas regionales, nacionales e internacionales, el ejecutivo y el legislativo… Quizás sea en estos dos últimos casos donde se puede apreciar una menor relevancia de la representación, con la ausencia del legislativo estatal y de los ejecutivos regionales o alguna alcaldía relevante, que las hay.

Así, parece claro que hay que celebrar un esfuerzo en lo que se refiere al ámbito funcional a lo largo de este año (y de paso ya tendríamos un indicador): la mejora en la representación y representatividad de dichos niveles.

Igualmente, parece obvio que es necesario hacer un esfuerzo relevante en lo que se refiere a la concentración geográfica de las entidades participantes. Está claro, para quién lo quiera entender, que la Economía Solidaria es un fenómeno de fuerte carga mediterránea, y ello a pesar de que quizás faltó una mayor presencia del campeón europeo: Francia.

No obstante, en clave puramente nacional, parece cierto que el impacto de tener un acto de este tipo, incluso con mesa redonda en directo en la TV Público ha sido significativo.

En línea con esto cabe apuntar que algunas intervenciones parecían ir en la línea de buscar un reconocimiento merecido de la Economía Solidaria al lado o incluso por encima de otras denominaciones como Social Business. No obstante, si bien es cierto que hay que luchar contra la preponderancia de esta propuesta de fuerte carga prosistémica, creo que esto es una de las más relevantes muestras de la debilidad de los emprendimientos de transformación: la visión errónea de que existe una competición por el espacio público o, peor aún, una cierta debilidad mesiánica que a menudo lleva a considerarse los “verdaderos” portadores de cambio. Aunque es verdad que hay una diferencia clara en cuanto a la orientación hacia la transformación sistémica dentro de la Economía Solidaria, por ejemplo con respecto a muchos emprendimientos sociales de tipo anglosajón, no parece lógico que se entre en una disputa sobre “títulos” cuando todavía no hemos ascendido ni desde tercera regional… si se me permite la metáfora…DSC_0023

De esta manera traemos a colación el artículo publicado en el IECA en el que se abordaba precisamente este elemento y del mismo extraemos otro posible indicador de cara al desarrollo de este proceso: la colaboración y la creación de puentes con otros movimientos dentro de la galaxia de los emprendimientos de transformación. Sería bonito pensar que los siguientes encuentros de este proceso, sin perder la necesaria dimensión autoreferencial que todos los grupos requieren para seguir unidos, vieran un espacio en el que los elementos comunes de incidencia política fueran el centro de una alianza más capacitada para hacerse oír en los palacios de invierno y en las cocinas de toda Europa…

Tagged under: